×
Nota del editor: 

Durante el mes de enero, los miembros de Coalición Lee estuvimos leyendo “Preguntas y respuestas sobre cómo interpretar la Biblia“, de Robert Plummer.

 

Tuve la oportunidad de hacerle unas preguntas sobre este libro al autor. Plummer nos compartió acerca de cómo empezó a leer la Escritura y de cuáles son los errores más comunes que cometemos cuando la estudiamos.

¡Únete a Coalición Lee!

1. ¿Siempre ha disfrutado de leer la Biblia? ¿Cuál fue su primer acercamiento a la interpretación de la Escritura?

Afortunadamente fui criado en un hogar cristiano en el que mis padres me leían la Biblia desde pequeño. La parte más importante de mi educación teológica fue cuando tenía 13 años y mi madre me enseñó a leer la Biblia en un año. El Espíritu Santo amorosamente usó esos años de adolescencia para afirmar la Palabra de Dios en mi corazón.

2. ¿Dónde cree que debería empezar alguien que jamás ha estudiado la Biblia por sí mismo?

Si alguien jamás ha leído la Biblia, quizá el Evangelio de Juan es un buen lugar para empezar. La narrativa es clara y atrapante, y al lector se le presentan las preguntas fundamentales de (a) quien Jesús es y (b) cómo debemos responder al amor de Dios en Cristo.

3. Usted escribe, “Incluso el pueblo de Dios, aunque ha recibido una nueva naturaleza y el Espíritu Santo como guía, debe tener cuidado con las inclinaciones engañosas de lo que le queda de su naturaleza pecaminosa”. ¿Cuáles diría que son las maneras más comunes en las que nos engañamos a nosotros mismos al estudiar la Biblia?

Tenemos la tendencia a poner excusas o ignorar nuestro pecado, lo que puede llevar a que ignoremos los pasajes de la Escritura que exponen nuestro pecado, o podríamos enfocarnos en los pasajes que creemos que “otros” necesitan escuchar sin primero haberlos escuchado nosotros mismos del Señor.

4. En la práctica, ¿cuáles son algunos de los errores más comunes que cometemos al estudiar la Biblia?

Uno de los errores más comunes al interpretar la Biblia es ignorar la intención del autor inspirado. Los maestros y pastores “usan” un texto para enseñar algo diferente a la intención del autor inspirado.

5. ¿Cómo exhortaría a una madre soltera o a un hombre de edad avanzada que no creen que necesitan ni pueden estudiar la Biblia por sí mismos?

En los Salmos, David nos dice que la Palabra de Dios es más valiosa que montones de oro y más deliciosa que la miel más dulce. Los creyentes que han leído y estudiado la Biblia saben que esto es verdad. La vida en este mundo quebrantado está llena de aflicción y problemas, pero la Palabra de Dios (aplicada a nuestros corazones por el Espíritu) conforta, instruye, y nos hace capaces de vivir vidas de significado, gozo, y amor.

6. ¿Podría enviar un breve mensaje a los más de 5000 miembros de #CoaliciónLee, el grupo de lectura de Coalición por el Evangelio, quienes leyeron “Preguntas y respuestas sobre cómo interpretar la Biblia” durante el mes de enero?

A los lectores del libro: ¡Saludos! Estoy muy honrado de que Coalición haya elegido mi libro para su grupo de lectura. Oro que el libro los ayude a convertirse en lectores y maestros de la Biblia más fieles. Que puedan saborear más profundamente la preciosa Palabra de Dios. Estaré orando por su estudio. ¡Bendiciones!

CARGAR MÁS
Cargando