×

“Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene de qué avergonzarse, que maneja con precisión la palabra de verdad”, 2 Timoteo 2:15

El llamado al ministerio es el llamado a conocer y estudiar la Biblia. Sin embargo, no todo el mundo tiene acceso a estudiar en un seminario. Y tampoco podemos ignorar la tendencia al orgullo que viene con el conocimiento. 

En esta video, Miguel Núñez, Greg Travis y Otto Sánchez conversan sobre la capacitación teológica, la importancia de la iglesia local en esta capacitación, y la primacía del carácter del siervo de Dios. 

“El mejor laboratorio para formar a un siervo de Dios es la iglesia local”, Miguel Núñez.

CARGAR MÁS
Cargando