SOBRE EL AUTOR

Sarah Phillips vive en Oxford, Reino Unido, con su esposo y es madre que cuida de sus dos niños pequeños en casa. Ella asiste a la Iglesia Magdalen Road en East Oxford y le apasiona el ministerio de mujeres. En su tiempo libre, escribe en blogs sobre la vida cristiana en thoughtsonhowhelovesus.com.

A veces es bueno llorar

 | 
Qué maravilloso (y contraintuitivo) que la fortaleza de Cristo puede mostrarse a través de la debilidad de nuestras lágrimas.
CARGAR MÁS
Cargando